La muerte forma parte de la vida.

Imagen

 

Demasiadas veces oigo en los funerales a creyentes, hombres y mujeres maldecir la muerte. Sin embargo, la muerte es un regalo del Altísimo y no se puede maldecir lo que viene de Él. ¿Os parece una provocación la palabra “regalo”? Es, sin embargo, la exacta verdad. Si la muerte no fuera inevitable, el hombre habría perdido la vida entera evitándola. No habría arriesgado, ni intentado, ni emprendido, ni inventado, ni construido nada. La vida habría sido una perpetua convalecencia. Sí, hermanos, demos gracias a Dios por habernos dado el regalo de la muerte para que la vida tenga un sentido; la noche, para que el día tenga un sentido; el silencio, para que la palabra tenga un sentido; la enfermedad, para que la salud tenga un sentido; la guerra, para que la paz tenga un sentido. Agradezcámosle que nos haya dado el cansancio y las penas, para que el descanso y las alegrías tengan un sentido. Démosle gracias. Su sabiduría es infinita.

 

Amin Maalouf – León el Africano

Anuncios

Un pensamiento en “La muerte forma parte de la vida.

  1. Algo es realmente bello cuando sabemos, que puede ser la última. Nos hace disfrutar el triple de las cosas, nos hace “estrujarnos” al máximo, para que cuando llegue ese día, la diferencia nos salga a devolver, porque ya que nos ponemos, lo hacemos para que sobre. Buen post, Jonatan!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s